Aunque la palabra “radiación” pueda aparentar peligrosa, la radiación infrarroja controlada no resulta dañina para el ser humano.

 

El sol emite radiaciones que van desde la ultravioleta hasta el infrarrojo. Dentro de esta escala tenemos la luz visible con la que podemos ver los objetos y distinguir los colores.

 

Tanto ésta como la infrarroja son inofensivas, no así la ultravioleta con la que, si pasamos demasiado tiempo expuestos a ella, puede ser nociva para la salud y provocar quemaduras graves.

 

Es por ello que se recomiendan usar cremas de protección solar cuando esta radiación es más potente durante el verano.

 

La radiación infrarroja solar emitida sobre la Tierra es inocua.

 

Siguiendo el mismo principio, los calentadores de luz infrarroja situados a una distancia prudencial, emiten radiación infrarroja que es absorbida por las propias personas y objetos que están expuestos a este tipo de luz.

 

Como no calienta el aire, el calor generado se proyecta directamente sobre las personas o cuerpos y no existen pérdidas por convección como ocurre, por ejemplo, con otros sistemas de calefacción como los radiadores en los que el aire calentado se eleva y se embolsa en la parte más alta del habitáculo que deseamos calentar.

 

Radiación Infrarroja

Radiación Infrarroja

 

Otro de los grandes beneficios de la calefacción por radiación infrarroja es que el viento no actúa en contraposición.

 

Aunque estemos en un sitio donde corra el aire o haga viento, el calor se irradia. Por lo tanto, los aparatos que cuentan con este tipo de calefacción proporcionan una sensación agradable y natural instantánea.

 

La calefacción de luz infrarroja de onda corta se utiliza mucho en países fríos, sobre todo para la climatización de exteriores.

 

Un ejemplo son los que se utilizan en las terrazas de restaurantes o locales. Actualmente, son muy demandados desde que entró en vigor la Ley del Tabaco.

 

paneles de radiacion infrarroja

 

Son utilizados no sólo por su eficacia sino porque su consumo es mucho más económico, sobre todo cuando se tiene que usar constantemente en los meses más fríos y, en el caso de los locales, conectar a la red varias unidades.

 

Normalmente, los aparatos que llevan calefacción por radiación infrarroja transforman casi toda la energía eléctrica en calor, dejando un pequeño porcentaje de luz, lo que transmite una sensación de calidez extra cuando cae la noche.

Formulario de contacto

He leido y acepto la Política de privacidad

JULIO MARTINEZ NAYA S.A.

 

Calle Islas Baleares 46-A
Polígono industrial Fuente del Jarro (1ª fase)
46988 Paterna – Valencia – España

 

Tel. (+34) 961 323 363

Fax: (+34) 961 321 254